La CGT sumó a las dos CTA a la marcha contra "el ajuste" del Gobierno
El sector moyanista de la central obrera se reunió con la CTA de los Trabajadores y la CTA Autónoma para "construir lazos de unidad".
Juan Carlos Schmid, Pablo Moyano, Pablo Micheli y Roberto Baradel.
El sector moyanista de la CGT se reunió hoy con los referentes de la CTA de los Trabajadores y de la CTA Autónoma para "construir lazos de unidad" tendientes a "enfrentar las políticas de ajuste" del Gobierno, de cara a la movilización que compartirán el próximo martes a la Plaza de Mayo.

Del encuentro participaron el integrante moyanista del triunvirato de la CGT, Juan Carlos Schmid; el secretario gremial de esa central y número dos de Camioneros, Pablo Moyano; los secretarios generales de ambas CTA, Hugo Yasky y Pablo Micheli, y los titulares de los gremios docentes CTERA, Sonia Alesso, y Suteba, Roberto Baradel.

En la reunión, realizada en la sede de la CTA de los Trabajadores, los dirigentes firmaron un documento en el que expresaron la "decisión de construir lazos de unidad en el movimiento obrero para enfrentar las políticas de ajuste que el Gobierno quiere imponerle a los trabajadores y a nuestro pueblo".

Además, ratificaron la convocatoria para este martes a las 15:00 a la marcha a la histórica plaza porteña bajo las consignas "defensa de los puestos de trabajo; paritarias libres; rechazo a la reforma previsional; rechazo a la reforma laboral y rechazo a las políticas represivas".

Los gremialistas también manifestaron un reclamo por "la aparición con vida de Santiago Maldonado", el artesano cuyo paradero se desconoce desde 1 de agosto pasado, cuando Gendarmería realizó un desalojo de una ruta de Chubut, durante una protesta de la comunidad mapuche.

El dato saliente de la reunión con las CTA es que por la CGT sólo participaron representantes del moyanismo, sin presencia de otros sectores como los gordos y los independientes, quienes buscaron desactivar la marcha luego de que los resultados de las PASO fueran favorables al Gobierno de Mauricio Macri.

Tras un fuerte debate, finalmente prevaleció la postura del moyanismo de ratificar la movilización convocada en un plenario de hace un mes, pese a la resistencia de otros sectores cegetistas que privilegiaron mantener la delicada unidad que aún existe en la central.

No obstante, ahora el sector que se alinea detrás de Camioneros avanzó con acuerdos con las dos CTA y con movimientos sociales para sumarlos a la marcha, lo cual podría acrecentar el malestar del resto de las facciones más dialoguistas con la Casa Rosada y, eventualmente, agitaría la posibilidad de una inminente fractura en la CGT.

Por su parte, las organizaciones sociales Movimiento Evita, CTEP, Barrios de Pie y la Corriente Clasista y Combativa confirmaron que también participarán de la marcha junto a la CGT y las CTA, en medio de sus reclamo por la implementación plena de la Ley de Emergencia Social y la sanción de la Emergencia Alimentaria.

Gildo Onorato, referente del Movimiento Evita, remarcó que se movilizarán "porque es importante abordar con urgencia la agenda de los trabajadores", ya que "las elecciones no han modificado el deplorable estado del tejido social y la crisis laboral", por lo cual consideró que es fundamental "aunar esfuerzos para dar un claro mensaje al Gobierno".

Comentá esta nota