aquinoticias

Córdoba, Argentina
 
Una gran polémica: el día que Google y Facebook fueron considerados Estados
Hace poco más de un mes se supo que en Dinamarca planean nombrar al primer Embajador digital del mundo para que lleve adelante diferentes negociaciones con las empresas de Sillicon Valley. Se creó una gran polémica que empieza con la idea de que las grandes empresas tecnológicas obtengan un rango institucional, además de que una persona asuma un cargo diplomático tan sólo por lidiar con ellas.
  • El día que Google y Facebook fueron considerados Estados.
    06.03.2017
    Algunos dijeron que ya era hora, otros se alarmaron y una gran porción está espectante de que la propuesta de Dinamarca se comience a replicar en los gobiernos de otros países.

    La noticia es muy reciente aún por lo que todavía está en el marco de lo novedoso, sin embargo, bajo llave ya se barajan algunos nombres de candidatos para el primer puesto en el mundo de Embajador digital, quien tendrá como principal responsabilidad llevar adelante las negociaciones comerciales y políticas entre su país y las principales empresas tecnológicas que, hoy por hoy, gobiernan a su modo el mundo entero.

    Si bien no es un secreto que estas empresas tienen el suficiente poder como para gobernar, el anuncio de Copenhague, la poblada capital de dicho país, es el primer hecho que dejaría en claro cuál es el alcance del sector privado frente al público, al menos, desde el segmento tecnológico.

    Desde la silla del canciller danés, la idea parece tener un objetivo un tanto ingenuo, al menos así lo dijo al medio BBC Mundo cuando fue consultado por la iniciativa: "Es importante establecer relaciones con actores tecnológicos como Google, Facebook, Apple y Alibaba, con startups y con epicentros como Silicon Valley, Shenzhen y otros lugares".

    Mientras que poco después de que la noticia estallara en los medios, el mismo responsable del Ministerio de Exteriores, Anders Samuelsen, salió a aclarar (empañar) un poco más el panorama, al decir en el diario Politiken que estas compañías se han convertido en una especie de nuevas naciones, y debemos reaccionar de alguna manera. Son empresas que tienen tanta influencia sobre Dinamarca como países enteros".

    Para los que siguen filosofando e indagando sobre el alcance que estas compañías tienen sobre las decisiones políticas, o cuánto poder pueden tener en el mundo, pues Samuelsen lo ha dejado bien claro tras darles el establishment propio de un Estado.

    No sólo han reproducido la idea como tal, sino que con la creación de un puesto danés destinado al vínculo digial ya se le otorgaría un tratamiento político nunca antes develado como tal.

    El antecedente

    Como tantas veces lo estoy diciendo, las relaciones políticas entre el sector público y el privado de cada país no son ninguna novedad. Lo que sí es novedoso es que no reciban el mismo protocolo que hasta ahora tienen todos los negociados comerciales.

    En esta ocasión, desde Dinamarca no sólo han elegido unir el mundo virtual con el físico para sentar un precedente, sino que además, han escogido hacerlo de la misma forma en que se relacionarían dos países ante una negociación.

    El ministro explicó a BBC Mundo que "la base de esto no es algo nuevo. Los diplomáticos de Dinamarca y de otros países lo hacen todos los días, pero necesitamos hacer más. Y necesitamos tener un enfoque más sistemático sobre la tecnología y la digitalización".

    Agregó que "al igual que en nuestras discusiones bilaterales con gobiernos extranjeros, habrá cuestiones en las que estaremos de acuerdo y otras en las que no. Ambas son buenas razones para el diálogo".

    Hay que remontarse a la II Guerra Mundial para obtener el primer y único antecedente de esta decisión.

    Al término del enfrentamiento, se creó en Estados Unidos la figura del "adjunto de ciencias", que era algo así como un consejero con los fueros de un personal diplomático que se encargaba de asesorar a las embajadas en todo lo referente al desarrollo de la tecnología nuclear y las relaciones internacionales.

    La función de este consejero no trascendía más que la búsqueda e identificación de tecnologías que puedan servir a la nación frente a un conflicto nuclear mundial.

    Pronto esta figura se diluyó y cada la embajada norteamericana se encargó de buscar asesoramiento tecnológico de la misma forma en que contratarían un servicio técnico en una oficina de Estado.

    Es decir, una relación netamente entre un proveedor y su cliente.

    La polémica

    Las opiniones cruzadas no demoraron en llegar. Frente al optimista mensaje del ministro de Exteriores de Dinamarca que celebra dar el primer paso en este sentido a nivel internacional, otras voces dieron a conocer su veredicto.

    Corneliu Bjola, profesor asociado de Estudios Diplomáticos de Oxford, dijo a la BBC en una entrevista que "la creación de un embajador digital lleva esta cuestión a otro nivel, a otra escala", diferenciándola del antecedente que párrafos arriba les compartí, y agregó "no se trata ya de aconsejar al embajador, sino al gobierno directamente".

    Para Bjola, como para otros especialistas, el reto de asegurar el diálgoo y la cooperación con actores internacionales importantes del sector digital es, al menos, una función amplia que divaga entre los intereses económicos, comerciales y políticos de un país.

    No es para menos así, cuando el ministero Samuelsen dejó claro que pretende atraer a las empresas como Google, Facebook y otras para que se establezcan en Europa.

    ¿Será esta una forma de romper las fronteras geográfico mediante el tratamiento diplomático con los nuevos Estados tecnológicos?

    ¿Existe una forma adecuada de mantener relaciones internacionales con un Estado-Empresa que se establece dentro del país con el que lleva adelante negociaciones comerciales y políticas?

    Juan Luis Manfredi, profesor de la Universidad de Castilla La Mancha, en España, dice en un informe para el centro de estudios Real Instituto Elcanon que "la diplomacia tiene cuatro objetivos principales (representar, negociar, proteger y promover los intereses de un Estado ante terceros) que siguen vigentes, pero la emergencia de internet y los nuevos medios invitan a pensar cómo defender esos intereses en el entorno digital", y bien viene esta cita para las decisiones que está por tomar Dinamarca.

    Por su parte, Emma Woolacott, periodista especializada de la revista Forbes, dijo en un artículo que "mientras que nombrar a un alto funcionario encargado de negociar con las compañías tecnológicas tiene mucho sentido, equiparar esas empresas con países sienta un precedente bastante preocupante".

    Para Bjola esto puede no tener muchos antecedentes, pero sí se ha vaticinado muchas veces. Las empresas tecnológicas han golpeado muchas veces las puertas de los gobiernos, y viceversa.

    En algún momento debían quedan claras las relaciones entre ambos, y para ello nada mejor que darle un tratamiento diplomático.

    "Lo interesante es ver qué sucede. Si muchos actores establecieran este tipo de puestos, el surgimiento de actores internacionales no estatales con capacidades diplomáticas -algo que se vaticinó hace tiempo- podría estar a la vuelta de la esquina", concluyó.

    Fuente: Don Web News





     
    Deja tu comentario
    * Su Nombre:


    * Su e-mail:


    * Su Comentario:


    CAPTCHA Image Reload Image
    Ingrese el código
    Últimas noticias
     
    Donald Trump decide eliminar regulaciones ambientales al agro en Estados Unidos
    Mejora la participación de los tamberos en el precio de los lácteos
    Poda en Agroindustria: dejan sin efecto concurso para 356 técnicos
    El empleo registrado volvió a crecer en febrero de la mano de los cuentapropistas y sector público
    Un 27 de abril de 1810, Ludwig van Beethoven componía "Para Elisa"
    La verdad científica detrás de la "Culebrilla": enfermedad denominada Herpes Zoster
     
    Ingenieros cordobeses desarrollaron una impresora 3D portátil para construir casas
     
    Una gran polémica: el día que Google y Facebook fueron considerados Estados
     
    Un ex futbolista uruguayo contó cómo dilapidó una fortuna de 14 millones de dólares
     
    El festejo de cumpleaños íntimo de Susana Giménez en Punta del Este
    | AquíNoticias 2017 - Todos los derechos reservados
    | Director: Jorge Giménez
    | info@aquinoticias.com.ar