El discurso de Cristina Kirchner en 17 frases: Maldonado, el gato, la liebre, el tiburón y "seguro te morís"
En el relanzamiento de campaña de la candidata de Unidad Ciudadana, una selección de las frases más destacadas del discurso en La Plata.
El relanzamiento de campaña de la candidata a senadora Cristina Elisabet Fernández de Kirchner por Unidad Ciudadana en el Club Atenas de La Plata.
Cristina Elisabet Fernández de Kirchner eligió para el relanzamiento de su campaña un duro discurso, de casi una hora, en el que mezcló críticas durísimas contra el gobierno de Mauricio Macri y de María Eugenia Vidal (a quienes no nombró nunca), acusaciones por el escrutinio y una convocatoria a hacer "una campaña ciudadana" en las calles.

También, criticó a los medios de comunicación y desafió: "Ganamos sin pisar un set de televisión".


En el principio y el final del discurso, la candidata a senadora por Unidad Ciudadana mostró un afiche de Santiago Maldonado y lanzó una polémica hipótesis: "Tal vez sea la causa de la desaparición forzada demostrar poder, demostrar que a cualquiera que proteste lo van a meter preso o lo van a judicializar".

Las frases más destacadas del discurso

1-

Estamos frente a un gobierno con una inmensa, inaudita e inédita concentración de poder. El Estado Nacional, la provincia de Buenos Aires, la ciudad de Buenos Aires, al que se le suma todo el poder privado concentrado, mediático, económico, financiero e internacional. Una concentración de poder al que la sociedad libre debe ponerle un límite, porque no es bueno para nadie, ni siquiera para ellos mismos.



2-

Cuando uno tiene ese poder y tiene la seguridad de que la TV y los diarios transmiten lo que el Gobierno quiere y no lo que le pasa a la gente es malo. Es malo porque se genera un mareo de poder y de concentración que, tal vez, sea la causa de la desaparición forzada de Santiago Maldonado, demostrar poder, demostrar que a cualquiera que proteste lo van a meter preso o lo van a judicializar.
 

3-

Cada vez que hay una concentración de poder hay un deterioro de la democracia. Hay una democracia en emergencia. El Gobierno debe garantizar que los que se le oponen y no comparten lo que él piensa o lo que él dice o que movilice en una calle no es un enemigo, sino alguien que tiene derecho a manifestarse libremente.




4-

Convocamos a una campaña ciudadana, que no es traer malas noticias, sino lo que uno le diría a un vecino, a un amigo, a un hermano, a un hijo si lo ve desnudo en medio de la nieve queriendo fumar: Abrigate, te va a agarrar neumonía y además seguro que te morís y no es ser aguafiesta, es simplemente ser racional y saber lo que pasa cuando uno hace lo mismo que ya hicieron y nos fue para el tujes a todos los argentinos.

5-

Esta campaña la hagamos en positivo, respetuosa, no quiero escuchar consignas de agravios hacia otros. Queremos convocar a todos los argentinos y argentinas porque no queremos que nos vuelvan a pasar las mismas cosas.

6-

Nosotros queremos el amor y que no vuelva el odio, porque el odio es muy feo, enferma a la gente. No queremos un gobierno de clase, que desprecie a la gente, a los que son peronistas, a los negros, a los que son obreros, a los que son dirigentes sindicales. No puede ser que los que piense diferente sean malas personas, que todos sean mafiosos menos ellos.



 
7-

Lo que estamos viendo con la deuda y con el plan económico es como ver Tiburón 1, Tiburón 2, 3, 4, no quiere ver Tiburón 5, ya sé como termina y no me gusta. Esto es Tiburón 5. Por eso quieren una oposición anestesiada, pero la mayoría ya dijo que no.

8-

En la televisión hablaban todos en contra mío. A la mañana empezaba la señora con la receta del guiso y ahí estaba la gobernadora (Vidal) en todo, desde las 8 de la mañana hasta las 12 de la noche en los programas de televisión. La señora con el guiso le dice "Usted le pone medio kilo de fideos, un kilo de carne, tomate y después revuelve, pero tenga la certeza de que le sale mejor que cuando estaba Cristina, porque con esa mujer no se podía ni hacer siquiera".

9-

Es la primera vez en la historia que el que gana el escrutinio provisorio no ganó en el escrutinio definitivo. Es el triunfo de la verdad sobre la mentira y la manipulación. Acá ganó Unidad Ciudadana y perdió el Gobierno, que había colocado esta elección como un plebiscito al ajuste económico y social.


10-

De cada 3 argentinos, 2 votaron oposición a ese ajuste. Festejaron el presidente, la gobernadora, el ex ministro de Educación candidato, bailaban y agradecían haber ganado las elecciones. Nos quisieron vender gato por libre, pero no fue gato, fue liebre.



   

11-

En este país federal, de 24 jurisdicciones, en 14 jurisdicciones también había perdido el gobierno. ¿Qué era ese baile y ese festejo? Era para que en el horario prime time apareciera como que habían ganado, los que habían perdido.

12-

Además de manipulación, descubrimos falsificación de telegramas, mesas amañadas y la Gendarmería actuando casi como un fiscal general del Gobierno. No hay que echarle la culpa a la Gendarmería, porque es la misma que estaba hasta el 2015, sólo cambió el que le da las órdenes, así que a Dios lo que es de Dios y al César lo que es del César.

13-

Queremos acceder a una auditoría del software con el que ingresan los datos, porque ahora, después de ver todo lo que pasó este domingo 13, me doy cuenta por qué con tanto ahínco y a contramano del mundo, querían el voto electrónico, es muy claro.

14-

Primero era ganaron, después empate técnico -esto no es un partido de fútbol, las elecciones se ganan o pierden por un voto-, después dijeron que fue por "un puñado de votos". 20.324 votos. Pero por un puñado de votos ellos también gobiernan el país, porque parece que hubieran ganado el ballottage por 20 puntos y no es así. Por un puñado de votos se decide si el tercer senador es Gladys González o Jorge Taiana.



 

 15-

Al presidente más exitoso que tuvo la democracia argentina (por Néstor Kirchner) le ganó la elección un dirigente (por Francisco De Narváez), que no sé dónde está ahora ese dirigente, es de paradero desconocido. Él salió a poner la cara y a reconocer la derrota.

16-

Nuestra victoria fue una hazaña democrática. Ganamos una elección sin pisar un set de televisión y lo hicimos. Ganamos en agosto y podemos ganar en octubre. Pero sin exitismo, porque es mal consejero, es el padre de las derrotas, el triunfalismo no le sirve a nadie, solo a los que quieren que perdamos.

17-

Cuando la gente vota no sólo le da un mensaje al Gobierno, sino también a la oposición, sobre qué tipo de oposición quiere. Además de decirle no al ajuste, la gente eligió un modelo de oposición y eso no significa despreciar a nadie, sino analizar quién está en condiciones de ponerle un freno al Gobierno.


Fuente: Clarín

 

Comentá esta nota